Kandy y el venerado Templo del Diente de Buda

29 junio 2020

Kandy nos estaba esperando, el aire colonial de su centro histórico le dota de un encanto especial, atrapado entre sus edificios bien conservados que se aglutinan en la calle principal, entre la torre del reloj y el lago. En el lado norte del Lago, se concentra la ciudad y los templos más importantes, el venerado Templo del Diente de Buda. Y dominando la ciudad desde lo alto de la colina, la imagen de Buda, Bahirawa Kanda, se hace visible desde cualquier punto. En Kandy, hay que callejear y perderse por sus calles, y adentrarse en sus animados y coloridos mercados, atestados de puestos de verduras y frutas, algunas de ellas con texturas y sabores desconocidos para nosotros.

templo del diente de buda


Un abarrotado tren nos iba a trasladar desde Haputale en las Tierras Altas a Kandy, el trayecto de algo más de cinco horas, se hace ameno por las bellas vistas de la naturaleza verde y frondosa de Sri Lanka desde la ventanilla del tren y el trato amable de los locales, siempre con una sonrisa en los labios que te invitan a degustar su comida local, olores y sabores desconocidos hasta entonces.

tren sri lanka
vistas desde el tren sri lanka


Antes de iniciar la visita a Kandy, nos quitamos el calor, relajándonos en la piscina de nuestro hotel con las mejores vistas de la ciudad.

vistas kandy


El centro histórico de Kandy, aún respira el aire colonial de antaño, que se concentra en torno a la calle principal, entre la Torre del Reloj y el Lago, salpicado de edificios señoriales, bien conservados como el conocido Hotel Queen, con su imponente fachada y cuyo lujoso interior merece ser visitado.

torre reloj kandy
hotel queen kandy
hotel queen kandy


Nos asomamos al precioso Lago de Kandy, creado artificialmente en 1807. No hay que caminar mucho para entrar en el recinto que alberga el famoso Sri Dalada Maligawa, el Sagrado Templo del Diente de Buda, Patrimonio de la Humanidad, en su interior se guarda celosamente la reliquia, el canino izquierdo de Buda, cuenta la leyenda que fue traído desde la India a la antigua Ceilán en el siglo IV antes de Cristo por el príncipe Danta y la princesa Hemamala, ésta llevó oculta la reliquia en su peinado para que pasara desapercibida.

lago kandy
templo diente buda
templo diente buda


Próximos al Templo de la Reliquia de Buda se encuentran los Devales, son los templos dedicados a los dioses Vishnu, Kataragama, Pattini y Natha, según la creencia popular Kandy está protegida por los cuatro dioses y cada uno tiene su propio templo en la ciudad. Los devales suelen combinar elementos budistas e hinduistas.

devales kandy


A pocos metros del Templo de la Reliquia de Buda, se levanta el Devala Natha, nos espera un pequeño pabellón que alberga en su interior un bello buda yacente. En su exterior se levanta una pequeña estupa.

Devala Natha kandy
Devala Natha kandy
Devala Natha kandy


No hay que caminar mucho para visitar el Devaya Pattini, el más hindú de los cuatro templos. Destaca la sencillez de su pabellón principal.

Devaya Pattini kandy
Devaya Pattini kandy


Ya al anochecer, en un ambiente de fervor religioso, en el que música y ofrendas cobran su protagonismo, nos encaminamos a conocer Maha Devalaya, el templo dedicado a Vishnu, uno de los dioses más venerados en el hinduismo, que forma parte de la trimurti, junto a Brahma y Shiva.

Maha Devalaya kandy


A la mañana siguiente, próximo al hotel Queen se encuentra el Devalaya Kataragama, el más budista de los cuatro templos. Visitamos sus pabellones que acogen imágenes de Buda y se decoran con pinturas que relatan escenas de su vida, y pequeñas estupas.

Devalaya Kataragama kandy


Después de visitar el Devalaya Kataragamala, nos acercamos a la Mezquita Roja, con su característica fachada ajedrezada en color rojo y blanco, que le da nombre.

mezquita roja kandy


Desde cualquier punto de la ciudad, se vislumbra la imponente imagen de Buda, Bahirawa Kanda. Un camino empinado, pespunteado de amplios miradores con vistas a Kandy, nos conduce a lo más alto de la colina, entre la frondosa vegetación emerge la majestuosa imagen de Buda, Bahirawa Kanda, que hace que compense el esfuerzo de la subida.

Bahirawa Kanda kandy
Bahirawa Kanda kandy


No podemos dejar la ciudad de Kandy sin visitar el animado Mercado Central, repleto de puestos de frutas y verduras y donde podemos probar texturas y sabores desconocidos para nosotros por un precio irrisorio.

mercado central
mercado central kandy


1 comentario: